jueves, 28 de noviembre de 2013

Viola F Tapias propiedad intelectual de empresa mexicana

El contrato 421002860 debió arrancar el 20 de enero pasado, pero el barco VIGO (antes Stanford Hobby)  arribó 10 meses después a Ciudad del Carmen, Campeche.


Por su parte el contrato 421002861 debió arrancar el mes de mayo pasado, pero el barco MONFORTE DE LEMOS (antes F Tapias Galicia) aun está en proceso de adecuación en astillero Navantia, en España.

Barco VIGO (antes Stanford Hobby) uno de los que estarían siendo utilizados de manera irregular y violentando la propiedad intelectual de la empresa MARECSA


"El que nada debe... nada teme"
refrán popular  mexicano

Perforando
Por: Antonio Carrera

No sé vale que a los mexicanos nos hagan esto en nuestro propio país y mucho menos que se violen los derechos a la propiedad intelectual por parte de empresas foráneas, en esta caso la española F Tapias. Veamos el siguiente caso:
El pasado mes de abril de 2013, el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI) otorgó el Título de Registro del Modelo de Utilidad No. 2855 para EMBARCACION DE PRUEBA Y SERVICIO DE POZOS PETROLEROS CON TECNOLOGIA WTSV al Ing. Gabriel Delgado Saldívar, quien a su vez ha registrado la licencia de explotación y uso a la empresa mexicana Marítima de Ecología S.A. de C.V. (MARECSA), de la cual es director general.
Sin embargo, a escasos meses de haber obtenido el registro ya se han identificado posibles infracciones por invasión a esta tecnología por la empresa de recién creación y de origen español F Tapias México II S.A. de C.V. (F Tapias). A esta empresa, propiedad de Fernando Fernández Tapias originario del Puerto de Vigo y dirigida por José Freire Arias y Carmen Azpeitia Lilehult, la Unidad de Negocios de Perforación (del incorruptible Baudelio Ernesto Prieto de la Rocha) en forma directa –sin licitar- le asignó dos contratos de fletamento de embarcaciones dotadas con Tecnología WTSV sin que disponga de la experiencia ni de una licencia de uso, es por ello que MARECSA, siendo en este momento la única empresa licenciataria de esta tecnología ha iniciado la defensa de sus derechos de uso exclusivo en México.
Sin embargo, habría que verificar, pues cabe la posibilidad que ante PEMEX Exploración y Producción (PEP) haya sido víctima de un engaño con respecto al citado Registros y Patentes. Lo que es un hecho es que F Tapias no lo tiene, por lo que PEP puede estar recibiendo un servicio no autorizado.
PEP entregó a la firma española el contrato 421002860, firmado el pasado 14 de noviembre de 2012, cuyo servicio debió arrancar el 20 de enero de 2013, pero fue hasta el mes de noviembre -10 meses de atrasos- cuando arribó la embarcación. El barco arrendado por los próximos 1,440 días es el denominado VIGO (antes Stanford Hobby) que recientemente arribó al Puerto de Ciudad del Carmen procedente de Corpus Christi. El monto que cobrará la firma extranjera por el contrato es 93 millones 730 mil dólares (1 mil 237 millones de pesos).
El otro contrato 421002861, firmado igualmente el 14 de noviembre de 2012, no tiene fecha de arranque ya que la embarcación denominada MONFORTE DE LEMOS (antes F Tapias Galicia) entró apenas este mes de noviembre a los astilleros de Navantia, en España, para su conversión, proceso que podría durar hasta seis meses. Los trabajos debieron empezar desde el 30 de mayo pasado, por lo que podría pasar más de un año sin que la embarcación este en aguas mexicanas. El monto del contrato es de 97 millones 8290 mil dólares (1 mil 290 millones de pesos)
Por lo pronto, los abogados tendrán mucho trabajo pues la denuncia interpuesta por MARECSA ante el IMPI incluyó la solicitud de inspección física a la embarcación VIGO, inspección que debió efectuarse hace unas semanas en Ciudad del Carmen, Campeche, donde habían arribado inspectores del IMPI y Secretaria de Economía, pero que directivos de F Tapias se negaron a que el IMPI, en uso de sus facultades verificase el nivel de invasión, solicitando en forma enérgica el desembarco inmediato de los inspectores federales sin haber dado la opción de verificación de la posible invasión, lo que hace sospechar que efectivamente han invadido modelos industriales y tecnología registrada.
Adicional a los registros en México, tanto F Tapias y sus proveedores, tal como los Astilleros Navantia, pueden estar infringiendo otros derechos internacionales relacionados con la Tecnología WTSV. Los tendremos informados
Nos leemos en la próxima…
Comentarios y denuncias: opinionperforando@hotmail.com